El Centro de Día de Adeje combina el refuerzo escolar con actividades lúdicas para un mejor aprendizaje

Además de la parte académica se trabajan aspectos como la asertividad, la escucha activa, la resolución de conflictos, la higiene personal, la igualdad o la alimentación saludable 

El Centro de Día del ayuntamiento de Adeje ha estructurado su programa educativo combinándolo con actividades lúdicas con el objetivo de alcanzar una mejor interiorización de las materias aprendidas además de adquirir otros valores. Un total de 43 niños y niñas se beneficiarán este curso de este proyecto del Ayuntamiento.

Así lo ha explicado la concejal responsable del Área de Bienestar Social, Isabel Fernández González quien además ha señalado que “contamos con un equipo profesional muy cualificado y que empatiza con los niños y niñas que están dentro del programa, cuestión que para nosotros es fundamental ya que sin esa compenetración entre la familia, el alumnado y el equipo no sería posible avanzar en el aprendizaje. Se trata de un trabajo conjunto y todas las partes son importantes”.

El programa incluye, además del refuerzo académico personalizado, talleres de historia, informática, deporte, juegos o piscina entre otros. Por ejemplo, el taller de deporte se centra en la capoeira con el objetivo de favorecer la toma de conciencia corporal, facilitando la correcta utilización del espacio, los objetos, el tiempo, etc.

Asimismo, el taller de convivencia, realizado con la colaboración del equipo de Atención a la Discapacidad del Ayuntamiento, sirve como marco para crear un espacio donde se desarrollen valores de respeto y conciencia ante cualquier diferencia en las personas. Por otro lado, las actividades desarrolladas en la piscina contribuyen a mejorar la salud a la vez que supone un espacio recreativo.

La adquisición de habilidades informáticas es una de las herramientas fundamentales en la educación de hoy en día y es por ello que el equipo del Centro de Día realiza de forma periódica talleres de esta materia para ir introduciendo a los niños y niñas en el uso correcto de ordenadores, internet, etc.

Uno de los talleres que más éxito tiene es el denominado “Asertando” basado en una metodología participativa y reflexiva, donde, a través de juegos, dinámicas, cuentos, vídeos y debates, se incide en el desarrollo de habilidades sociales básicas (asertividad, empatía, escucha activa, etc), en su aprendizaje para una mejor resolución de los conflictos, además de fomentar la autoestima como el pilar de todo ello.

Una de las actividades que potencian la creatividad de los niños y niñas del proyecto es el “Juego sin excusas” creado para que den rienda suelta a su imaginación con el objetivo de desarrollar sus competencias personales (corporales, sociales, emocionales y psicológicas).

Paralelamente a todas estas sesiones, el programa del Centro de Día incluye el trabajo transversal para inculcar en los niños y niñas hábitos de higiene, educación en igualdad o la alimentación saludable.

A %d blogueros les gusta esto: